Jesucristo

El Buen Pastor, la Luz, el Cordero de Dios

¿Quién es Jesucristo?

Jesucristo es la persona más influyente que ha existido sobre la tierra. Sus enseñanzas figuran entre las palabras más bellas y conmovedoras jamás escritas.

Él es el Buen Pastor, la Luz, el Cordero de Dios, el Príncipe de la Paz y el Salvador del mundo. Mucho antes de que viniera a la tierra, ya era seguro que Él sería nuestro Salvador. 

Pero, ¿por qué lo necesitamos? 

¡Encuentra a Cristo a tu manera!

Reúnete con nosotros para aprender cómo tú también puedes resucitar un día como Jesucristo.

Reúnete con nosotros

Reúnete con nosotros para aprender cómo tú también puedes resucitar un día como Jesucristo.

Su propósito

Dios creó a los primeros humanos, Adán y Eva, a Su imagen para que toda la humanidad  pudieran tener un cuerpo mortal. Después de que Adán y Eva comieran del fruto prohibido, fueron expulsados del Jardín del Edén y enviados a la Tierra como seres humanos imperfectos. Allí empezaron a entender y a cometer errores.

Todo nuestro propósito en la vida es superar las pruebas y nuestra naturaleza humana para volver un día a la presencia de Dios y llegar a ser como Él. Pero era imposible, por nosotros mismos. Primero necesitábamos un Salvador.

christ teaching in jerusalem

Nuestros obstáculos 

Una cosa que hay que superar antes de poder volver a Dios es la muerte. Todas las personas de la Tierra morirán algún día.

Dios tampoco puede habitar en presencia de nada impuro, por lo que no puede vivir con nosotros, en nuestros pecados.

Por eso necesitamos a alguien que asuma nuestros pecados por nosotros y venza a la muerte. Jesucristo, nuestro hermano, era la única persona que podía hacer estas dos cosas por nosotros.

Él vino voluntariamente a esta tierra para ser nuestro Salvador y darnos un ejemplo perfecto para saber cómo volver a nuestro Padre Celestial.

Jesús crea la tierra

¿Quieres leer más sobre Jesucristo?

En ese caso, el Libro de Mormón es justo lo que necesitas. Como un testamento más de Jesucristo, nos ayuda a comprender mejor sus enseñanzas y su vida. Pide tu ejemplar hoy mismo.

¿Quieres leer más sobre Jesucristo?

En ese caso, el Libro de Mormón es justo lo que necesitas. Como un testamento más de Jesucristo, nos ayuda a comprender mejor sus enseñanzas y su vida. Pide tu ejemplar hoy mismo.

La misión de Jesucristo

Sus enseñanzas

La enseñanza de Jesucristo es el amor Nos manda amar a nuestros enemigos como a nuestros amigos y perdonarlos, no siete veces, sino 77 veces.

Cuando estaba en la tierra, comía con recaudadores de impuestos, pecadores y marginados de la sociedad.

Jesús curaba a todos los que se lo pedían con plena fe, y perdonaba sus pecados. No sólo enseñó la ley superior del amor, sino que la vivió. Perdonó abiertamente, cruzó las fronteras culturales para demostrar amor y fue completamente obediente al Padre celestial.

Enseñó verdades ajenas a las leyes y costumbres judías de su tiempo y mostró compasión por los pecadores.

Demostró un poder increíble, tuvo muchos seguidores y realizó milagros inexplicables. Por ello, algunos líderes cívicos y eclesiásticos se sintieron amenazados por su influencia y planearon ejecutarlo.

Su expiación 

La noche antes de su muerte, Jesús se retiró a orar al huerto de Getsemaní.

Allí sintió el peso de cada pecado y dolor conocidos por la humanidad, y sufrió por cada persona que alguna vez vivió. 

Tuvo una compasión perfecta de cada uno de nosotros, para comprendernos plenamente, a fin de saber «cómo socorrer a los de su pueblo según sus debilidades.» (Alma 7:12)

Jesús sufrió por ti y te comprende perfectamente.

Test images 16 %C3%97 9 cm 3

Después de sufrir en el huerto, Jesús fue traicionado por su propio discípulo, arrestado, escarnecido, golpeado y crucificado en la cruz, todo para garantizar que podamos volver a nuestro Padre celestial.

Fue fiel hasta el final. Incluso cuando Jesús fue asesinado por los suyos, clamó a Dios y pidió perdón por ellos. Entonces entregó voluntariamente su espíritu y pasó a la otra vida.

Su resurrección

El cuerpo de Jesús permaneció en la tumba desde el viernes hasta el domingo por la mañana. El domingo por la mañana, María Magdalena, una de las discípulas de Jesús, estaba sentada en el sepulcro del jardín, frente a la tumba vacía, cuando Jesucristo salió a su encuentro.

Lo confundió con el jardinero del sepulcro y le preguntó si sabía dónde estaba el cuerpo de Jesús. La llamó por su nombre, y ella supo enseguida que era Jesucristo.

Fue testigo de su resurrección y supo que había vencido a la muerte. 

Test images 16 %C3%97 9 cm 3 1

¿Me ama Dios?

¿Me ama realmente Dios? Sean cuales sean los motivos que te llevan a plantearte esta pregunta, puedes encontrar la respuesta. Aprende cómo, a través de preguntas guiadas, pasajes de las Escrituras y más adelante a través de la acción personal.

¿Me ama Dios?

¿Me ama realmente Dios? Sean cuales sean los motivos que te llevan a plantearte esta pregunta, puedes encontrar la respuesta. Aprende cómo, a través de preguntas guiadas, pasajes de las Escrituras y más adelante a través de la acción personal.

Su regalo

Él te ha dado la capacidad de tener un cuerpo perfecto. Nuestro cuerpo no sólo puede ser perfecto, sino que a través de Él también podemos mejorar y progresar cada día.

Porque Él ha expiado tus pecados, no estás separado de Dios. Podemos cambiar y elegir esforzarnos por llegar a ser como Dios algún día.

Jesucristo nos da la oportunidad de elegir el camino de vuelta a casa.

Gracia

Jesucristo resucitó de la tumba, rompió los lazos de la muerte y apareció como un ser resucitado y perfecto.

Lo que nos salva de la muerte y del pecado es su condescendencia en el huerto, su muerte en la cruz y su resurrección al tercer día.

A través de Jesucristo estamos salvados. 

Test images 16 %C3%97 9 cm 2 1

Más blogs y vídeos

Déjate inspirar

Suscríbete aquí a nuestro newsletter para no volver a perderte ningún evento, vídeo o blog.